Entre Amigos... Capitulo 11

— Te quiero Jung Min…

Esas palabras siguen revoloteando en mi cabeza. Tengo un nudo en el pecho, empiezo a sentirme un imbécil por no haber dicho nada, por haberme quedado en silencio.

Saco lentamente mis dedos de su interior. Me detengo de nuevo a observarlo. Sonrío al verlo aun con su brazo sobre sus ojos, cubriéndose avergonzado. De nuevo siento ganas de abrazarlo y llenarlo de besos.

Respiro hondo cuando lo veo descubrir su rostro. Me pongo de pie y comienzo a quitarme mi ropa. Busco en mi mochila un condón para ponérmelo. En realidad hice muy bien mi tarea, desde que Hyung Jun me dijo que quería hacerlo, me puse a investigar todo lo que pude sobre el tema.

Es decir, una cosa es lo que los videos que veo en internet muestran y otra muy diferente la realidad. En los videos los chicos no necesitan de tanto tiempo para prepararse, pero según lo que leí en diferentes foros, si lo necesitan, y esos chicos actores usualmente ya llegan a grabar dilatados para ahorrarse tiempo.

Al principio pensé que sería tedioso tener que esperar tanto tiempo, pero debo admitir que fue realmente fascinante ver como Jun reaccionaba a todo lo que yo hacía, fue increíble saber que yo estaba ocasionando cada uno de sus suspiros, gemidos o gruñidos.

Abro el condón y me giro hacia la cama mientras empiezo a ponerlo en mi pene que ya no necesita más estímulo, estoy duro de solo ver a Jun dispuesto a todo. Vierto más lubricante sobre mi pene y me acomodo entre sus piernas.

— ¿Listo?- le pregunto
— Ssi…- Jun luce asustado
— Si te duele solo dímelo y me detendré, ¿de acuerdo?- asiente con la cabeza, puedo ver cómo pasa saliva con dificultad

Pongo mi pene en su entrada, sonrío levemente al ver como las caderas de Hyung Jun dan un pequeño brinco, sorprendido de sentirme.

Mi corazón está latiendo muy rápido y fuerte. Estoy sintiéndome nervioso, ansioso. Puedo sentir las gotas de sudor recorriendo mis sienes y mi cuerpo. Respiro hondo y empujo un poco.

— Te quiero Jung Min…

De nuevo sus palabras suenan en mi cabeza. Eso me hace detenerme unos momentos. Levanto la vista, Jun está respirando hondo, intentando controlar su miedo, luciendo inocente pero al mismo tiempo decidido, y eso me hace continuar.


Con una mano sujeto sus caderas y con la otra guío mi pene en su entrada, empujo otro poco, apretando los labios al sentir el abrumador calor en la punta.

— Min…- Jun extiende sus manos para intentar sujetar las mías
— ¿Duele?- le pregunto deteniéndome
— Un poco… solo espera…
— El tiempo que necesites bebé…

Se lo he dicho muy seguro, pero la verdad es que estoy intentando contenerme, estoy demasiado abrumado por todo lo que estoy sintiendo, quiero empujarme dentro todo el camino, pero me detengo porque no quiero lastimarlo.

Respiro hondo varias veces, y cuando por fin me indica que puedo seguir, respiro un poco aliviado, pero aun así lento.

Antes, cuando le dije que me dejara hacerlo, pensé solo en experimentar, pero cuando fue él quien me lo pidió, sentí que esto no podía ser tomado tan aligera, era un asunto serio y tenía que ser perfecto. Perfecto para él.

Aunque hubiera preferido que esto pasara en mi habitación, un lugar que hemos compartido demasiadas veces, no era lo más indicado teniendo a mis padres cerca, así que no tuve más remedio que rentar una habitación de hotel.

Pero ha sido la tarde realmente increíble, todo lo que alguna vez experimentamos estando en mi habitación no puede compararse con sentir nuestros cuerpos completamente desnudos, el calor abrazador de su cuerpo envolviendo mi pene.

Escuchar el sonido melodioso de sus gemidos cada vez que mi pene entraba y salía de su interior. Sé que no fue el mejor sexo o el más experimentado, para ambos fue nuestra primera vez, pero mi corazón se siente demasiado hinchado y feliz.

Nuestras respiraciones están muy agitadas, Hyung Jun está adormilado y eso me hace reír un poco, al parecer al bebé se le da mucho dormir después del sexo. Paso mi brazo por debajo de él, lo jalo hacia mí y lo abrazo a mi pecho.

Suspiro hondo. Beso su hombro. No puedo dejar de sonreír. En verdad siento como si mi pecho fuera explotar de tantas emociones.

— Yo también te quiero…- le susurro al oído

Sonrío esperando a que diga algo, pero no lo hace. Frunzo el ceño y separo un poco mi rostro para ver el suyo. Niego con la cabeza y sonrío aliviado cuando me doy cuenta de que el sueño lo ha vencido.

— Hey, bebé- lo muevo un poco— no es hora de dormir, debemos llegar a casa
— Mmnnn…- se queja
— Nada de “mmm”- le digo— nuestros padres se enojarán mucho sino llegamos a casa temprano

Suspira hondo antes de parpadear y medio abrir sus ojos. Sonrío. Sus mejillas de pronto se ponen rojas.

— Hola bebé…
— Hola…

Sí, es el momento incómodo después del sexo. Pero en realidad es bastante agradable con él. Es divertido ver como luce avergonzado, y dan ganas de molestarlo, hacerlo enojar y finalmente volver a llenarlo de besos.

— Anda, vamos a casa…- me inclino para darle un beso en los labios antes de alejarme para ponerme de pie

Busco mi ropa para ponérmela mientras Hyung Jun se levanta de la cama, le doy la espalda para cerrarme los pantalones.

— ¡Aush!

Giro rápido cuando lo escucho gritar y luego un ruido sordo.

— ¿Qué te pasa?

Le pregunto preocupado al verlo tirado en el piso. Su rostro está completamente rojo, y lo esconde en las sábanas en la cama.

— ¿Bebé?
— Esto es vergonzoso- lo escucho decir a través de las sábanas
— ¿Qué cosa?
— Me duele…- murmura entre dientes, tan bajo que casi no lo escucho

Me inclino para escucharlo mejor, contengo una sonrisa para no avergonzarlo más.

— ¿Te duele?
— Si…- contesta aun sin levantar el rostro
— Ven, te ayudo… - lo jalo del brazo para ayudarlo— lo siento, no sabía

Logro ponerlo de pie, pero puedo ver cómo le tiemblan las piernas y sigue sin querer verme a la cara.

— Hey, ¿quieres darte un baño? Tal vez eso te ayude…
— Está bien…- contesta haciendo un puchero

Lo ayudo a llegar al baño, hay una tina la cual lleno con agua caliente para que se relaje un poco. La verdad, si estoy un poco preocupado, si apenas puede sostenerse en pie, ¿cómo vamos a llegar a nuestras casas?

Después de una media hora, finalmente logramos salir del hotel, tal y como llegamos, intentamos ser discretos, aunque Hyung Jun parecía incómodo.

— Te veo mañana en la escuela- me despido de él
— De acuerdo…

Hyung Jun se gira para entrar a su casa, pero antes de que lo haga, sujeto su brazo y lo hago voltear, luce un poco desconcertado, pero yo estoy seguro de lo que quiero. Me inclino un poco y lo beso.

— Nos vemos- finalmente me despido

Debo admitir que no pude dormir esa noche, y los siguientes días en la escuela, los últimos de clases antes de la graduación, las cosas estaban un poco raras entre Hyung Jun y  yo. Podría decir que Jun intentaba esquivar mi mirada o mantener una conversación conmigo a solas.

El ver como poco a poco se abría una distancia entre nosotros empezó a hacerme sentir preocupado, ansioso y desesperado. Es como si nuestra amistad estaba escapándose de mis manos justo solo unos días antes de que él se fuera a estudiar al extranjero.

Constantemente siento una opresión en el pecho, quisiera que las cosas nunca cambiaran, que él permaneciera aquí para siempre. Gyuri finalmente terminó conmigo el día de la graduación, al parecer las últimas semanas estuve ignorándola por completo y ella decidió que definitivamente no quería un novio que se preocupaba más por su amigo que por su novia.

Tiene razón. ¿Qué clase de novio hace eso? Lo más curioso es que cuando me pidió que termináramos simplemente dije: “Está bien”, la abracé y me di la vuelta.

Camino entre las sillas dispuestas para la ceremonia de graduación, llevo puesta una toga y llevo en mi mano el birrete. Estoy guiando a mis padres hasta sus asientos, del otro lado, en la segunda fila detrás de los asientos de los graduados, Hyung Jun está hablando con sus padres.

No puedo evitar quedarme viendo fijamente al bebé, sonríe levemente a lo que su madre le dice, pero yo sé que realmente no está feliz, sus ojos lucen tristes, y eso me hace querer ir a abrazarlo.

La ceremonia se ha desarrollado como estaba prevista, la diferencia es que no he prestado mucha atención a todo lo que ocurre, yo no puedo dejar de ver a Hyung Jun que debido a nuestros apellidos está sentado tres filas más adelante.

De vez en cuando Jun gira un poco su rostro, seguramente al sentir mi mirada sobre él, pero tan rápido como lo hace, se vuelve a girar, demasiado nervioso como para verme de frente.

Al terminar la ceremonia las cosas se volvieron un poco difíciles, todos pedían tomarse fotos con todos, mis papás disfrutaron haciéndome posar con todos, en diferentes lugares y en diferentes posiciones, para cuando pude librarme de ellos, Hyung Jun ya se había ido.

*¿Dónde estás?*

Le envié un mensaje a su celular. Tras varios minutos de espera. Espera que me puso ansioso, Jun contestó.

*En casa, metiendo mis maletas al auto de papá*

Abro los ojos muy grande cuando leo su mensaje. ¿Metiendo las maletas al carro? ¿Por qué?

*Pero, apenas hoy fue la graduación. ¿No van a festejar?*

Tamborileo mis dedos en el descansa brazos de la puerta del auto de mis padres. Empiezo a ponerme nervioso.

*Papá debe estar el lunes en su nuevo trabajo. Debo irme, se hace tarde, mamá va a llevarnos al aeropuerto*

Mi corazón está latiendo muy rápido. ¿En verdad va a irse así? Ni siquiera he podido despedirme de él. No hemos hablado mucho desde esa vez en el hotel, y ahora va a irse así nada más, sin decir adiós.

Apenas papa estaciona el auto en la casa, bajo apresurado y corro hacia su casa, escucho a mamá gritarme que regrese, pero no me detengo, necesito llegar antes de que se vaya. Cuando llego a su casa, me doy cuenta de que ha sido un error correr así, es obvio que se han ido y no iba a lograr nada yendo a su casa.

Reviso los bolsillos de mis pantalones. Hago una mueca cuando veo que apenas si traigo un billete, muy apenas lo suficiente para pagar un taxi. Respiro hondo, decidido levanto la mano y hago una seña a un taxi.

Checo la hora en mi reloj, no tengo idea de a qué hora sale su vuelo, pero espero estar llegando a tiempo, sino, todo esto será en vano. Le pido al conductor que intente ir más rápido, pero éste hace todo lo que puede, no es culpa que yo sea un tonto que dejó que las cosas se salieran de control en la última semana.

No debí permitir que mi confusión hiciera que la distancia entre nosotros creciera de esta manera, no debí dejar que él se alejara…

No sé qué hacer, miro a mi alrededor a mitad de la terminal aérea. ¿Por dónde empiezo a buscar? Visualizo el tablero de vuelos. Sí, es una buena manera de empezar. Busco el vuelo a Nueva York, me doy cuenta de que solo faltan 30 minutos para que salga.

Corro buscando la sala de abordaje que señala el tablero. Esquivo a la gente intentando no tropezar.

Respiro aliviado cuando lo veo parado junto a sus padres en la fila de abordar en cuanto entro.

— ¡Hyung Jun!

Voltea sorprendido al verme ahí.

— ¿Jung Min?
— Jun…- estoy bofeado de tanto correr— Yo…- lo sujeto del brazo y lo saco de la fila para poder hablar con él — Dios… ibas a irte así, sin despedirte…- le digo aun con la respiración agitada
— Lo siento…- murmura
— No…- niego con la cabeza— Yo lo siento. Es mi culpa, sé como eres, y dejé que las cosas pasaran así…- le digo refiriéndome al distanciamiento entre nosotros— es solo que…- hago una mueca— duele… duele que te vayas bebé

El corazón está latiéndome muy rápido. Ha sido difícil decirle esto. Puedo verlo sorprendido y al mismo tiempo triste.

— Lo sé… pero debo hacerlo…- me da un abrazo…- gracias por todo- murmura— por siempre estar conmigo desde que llegué a Seúl, por ayudarme a dejar de ser el niño nuevo en la escuela, por ser mi amigo… siento mucho haber sido a veces una molestia,  por meterte en problemas… - me río
— Me gustaba sacarte de esos problemas…

Nos quedamos callados unos momentos, viéndonos fijamente a los ojos. Tengo un nudo en el pecho. Palabras que necesito dejar salir, pero que no me atrevo a hacerlo.

— ¡Hyung Jun!

Ambos volteamos al escuchar a su padre llamarlo. Está por llegar a la puerta para abordar. Respiro hondo cuando Jun de nuevo voltea a verme.

— Debo irme…- asiento con la cabeza
— Cuídate…
— Tu también…

Una última sonrisa de su parte, se gira y corre para unirse a su padre. El nudo en mi pecho empieza a crecer. Él realmente está yéndose. No lo veré de nuevo en mucho tiempo, tal vez nunca más lo vea.

Y hay algo que aún sigo luchando por decirle…

Lo veo cruzar la puerta. Y el nudo en mi pecho finalmente es demasiado.

Volteo a ver a mí alrededor. Hay un mostrador con una chica atendiendo. Le pido que me permita un papel y una pluma para poder escribir algo. Apenas me lo da, rápido escribo lo más claro posible lo que quiero decir.

Corro de nuevo hasta la puerta de abordar, por un costado, un cristal en el pasillo que conduce a los pasajeros a su avión. Busco a Hyung Jun hasta que lo encuentro. Me acerco para golpear el cristal y llamar su atención.

Jun voltea sorprendido a verme. Frunce el ceño preguntándose qué es lo que quiero ahora. Paso saliva nervioso. Subo el papel en el que he escrito y lo pego al cristal. Poco a poco veo a Hyung Jun leer y cambiar de nuevo su expresión.

Abre su boca como queriendo decirme algo. Pero su papá jala su brazo para hacerlo caminar, es muy tarde, deben subir al avión. No me queda más que ver como se aleja, ver como de vez en cuando voltea a verme, tal vez sorprendido y confundido.

Respiro hondo. Guardo el papel en mi bolsillo. Por lo menos sé que lo ha leído…
Share:

6 comentarios:

  1. hay amix porque tuvo que irse ... ha sido muy difícil leer este capitulo ... :'( :'(
    porque después de hacer el amor Jun se alejo ... será que quiso poner distancia para no sufrir tanto o pensó que Min no lo quería ver más ... hay no se y ya no lo sabré Jun ya se fue .....es una pena ....
    y para variar otra vez me dejaste con el alma en un hilo y muerta de curiosidad ... que fue lo que escribió Min ...
    Amix gracias por actualizar
    pero ya quiero otro capitulo esa buenísimo
    estaré muy al pendiente del que siga ;-)

    ResponderEliminar
  2. quede en shock ... y con ganas de llorar... yo se que jun volverá...y que ese papel decía "te quiero" cierto? ahhh el debe volver...que no pasen muchos años....

    almenos min se dio cuenta que es idiota

    ResponderEliminar
  3. ¡"te quiero" o "yo también te quiero"? ¿decía algo así cierto? que difícil capitulo aunque entiendo que debió ser muy triste para Jun que Min se quedara cayado después de lo que le dijo; tal vez se alejo para no sufrir mas de cuenta.

    ya quiero leer el siguiente cap.

    ResponderEliminar
  4. Si sentí pena... pero más rabia me dió que Jung Min no se lo haya dicho antes, ¿que miedo tenia? o sea, si alcanzó a despedirse... hubiera sido más lindo si lo decia en persona que en un papel....
    La primera parte; parecian novios en su primera vez, fue muy lindo!....
    Por mi parte, si se vuelven a ver dentro de un mes o años, me da igual, pero que se vuelvan a ver... y asi esta vez formalizan su relación. Gracias por actualizar! Leí 2 caps. seguidos, no pensé que actualizarias así de rápido.

    ResponderEliminar
  5. Seguro algo cursi como "te quiero" o "soy un idiota, yo también te quiero" xD
    Ojala no pasen muchos años para que vuelvan, o que comuniquen, de que sirve la tecnología ;-;

    ResponderEliminar
  6. Que doloroso para ambos el tener que separarse, pero estoy segura que volverán a encontrarse tarde o temprano lo harán y espero que aún tengan los mismos sentimientos.

    ResponderEliminar

Recomendación

PROXIMAMENTE

PROXIMAMENTE
Capítulo 13!

Mew's Talk

Contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Popular Posts