Gitanos... Capitulo 25 (Final)

Siwon (POV)

-Prepararé algo de comer…- Jung Soo dijo en cuanto entró a la casa

Ryeo Wook está junto a Heechul que está sentado en la sala. No quiso subir las escaleras porque se sentía muy cansado, así que lo dejé recostarse en el sillón. Observo como los primos platican y ríen, seguramente Wook está poniéndolo al tanto de lo que ha pasado con él y con su hermano.

Young Woon y  Jong Woon están sentados conmigo en el comedor, conversando sobre lo que pasó ésta tarde, en realidad no presto mucha atención, todos mis sentidos están en él, en la forma en que se mueve, sonríe, habla…

Nuestras miradas se cruzan por un momento, mi corazón se acelera al recibir de su parte una leve sonrisa.

-¡Wow! Así que el soltero que se negaba a dar su brazo a torcer y dejaba plantado a los amigos de mi patito, por fin cayó…- sonrío, volteo a ver a Young Woon
-Es increíble, ¿no es así? Yo tampoco puedo creerlo…- suspiro
-Creo que esos gitanos tienen una especie de hechizo…- Jong Woon dice, y Young Woon y yo comenzamos a reírnos
-Otro que no quería saber nada de jovencitos, mira nada más… y con un chico tan joven…-
-No me lo recuerdes Young Woon, aún me da un poco de preocupación…-
-Oh vamos hombre…- Young Woon le da un golpe en el hombro.- tampoco es como si estuvieras aprovechándote de él, el pequeño Ryeo Wook puede ser todo, pero inocente…- de nuevo reímos un poco

Jung Soo sale de la cocina con un plato de huevos revueltos, pan y un vaso de leche. Se sienta junto a Heechul y le da la comida, veo como éste se niega en un principio a comer algo, pero Después de la insistencia de su primo y de Jung Soo accede. Respiro aliviado.

De nuevo dirijo mi atención a mis amigos, pero el ruido del tenedor cayendo al piso me hace regresar a Heechul, lo veo salir corriendo rumbo al baño, me levanto rápido y corro detrás de él.

Lo encuentro de rodillas junto al excusado, vomitando lo poco que ha comido, sostengo su cabello, y trato de tranquilizarlo hasta que todo termina.

-Tenemos que llamar al doctor, no podemos esperar a mañana- le digo, Hee se ve muy débil
-Está bien…- contesta sin mucho ánimo


Lo ayudo a ponerse de pie, a limpiarse y regresar a la sala. Wook y Jung Soo lo ayudan a ponerse cómodo.

-Llamaré al doctor…- les digo
-Ya he llamado a uno- contesta Jung Soo.- el mismo que atendió a Zhou Mi, creo saber lo que pasa con Heechul.- frunzo el ceño
-¿Qué le pasa?- empiezo a ponerme nervioso, pero Jung Soo simplemente sonríe
-Nada malo… iré a hacerle un té y por un poco de galletas saladas, estoy seguro que eso le caerá bien al estómago.- me quedo parado en medio de la sala sin saber de lo que está hablando

Me giro hacia Heechul que luce igual de confundido que yo. Me pongo de rodillas junto a él, me inclino para darle un beso en los labios mientras acaricio su cabeza.

-No te preocupes, todo estará bien, si Jung Soo dice que no es grave, entonces debemos creerle.- asiente con la cabeza

Efectivamente, tal y como lo dijo Jung Soo, el té y las galletas ayudaron mucho, Heechul no tuvo ningún problema en comérselo, y debo aceptar que eso me hizo sentirme aliviado, no me gustaba el hecho de que no estuviera comiendo nada.

Hyuk Jae (POV)

Paso mis dedos por la línea que forma la cicatriz en su torso, no es tan grande, y tampoco grotesca, podría decir que casi ni se ve. Pero entiendo lo que Dong Hae debe pensar, entiendo el hecho de que alguien debió meterle en la cabeza que era horrible y que seguramente sería un impedimento para que alguien lo quisiera.

No puedo resistir la tentación, me inclino un poco y beso la cicatriz, puedo sentir su cuerpo tensarse un poco. Mi corazón se siente extraño, una mezcla de emociones, pero sobre todo dicha. Sí, dicha de saber que él está aquí, y que tal vez el destino lo puso frente a mí porque sabía que estaba hecho para mí.

-Hyuk…-
-No sabes lo que estoy sintiendo en estos momentos Hae, mi corazón está latiendo muy rápido, no puedo dejar de pensar en que soy afortunado de tenerte aquí… ¿y si te hubiera perdido antes de conocerte?...-

Si eso hubiera pasado. Entonces habría pasado el resto de mi vida solo, sin éste jovencito hermoso que me ha hecho verme en situaciones que jamás creí.

Sonrío al recordar la forma en que nos conocimos, las patadas que me dio cuando me porté como un patán aún sin saber que él sería tan importante para mí.

Deslizo mi mano por su torso, tocando su piel tan suave, de nuevo beso la cicatriz, y de nuevo recorro su abdomen, su pecho, su cuello, hasta llegar a sus labios de nuevo.

Me separo un poco para verlo a los ojos.

¡Diablos! ¿Esto es estar enamorado? ¿Sentir que tu pecho es demasiado pequeño para toda la felicidad que estas sintiendo? ¿Demasiado pequeño para la forma tan desesperada y rápida con que está latiendo?

Me pierdo por un momento en sus ojos, brillan por las lágrimas contenidas. Acaricio su rostro, suspiro sin poder dejar de verlo.

De nuevo sonrío, ésta vez al pensar en que Siwon seguramente se reiría de mí. Siempre dije que no quería compromisos, y que prefería vivir en la fiesta, ni siquiera el compromiso de un trabajo formal como el que mi padre quería era un atractivo para mí. Pero en estos momentos, éste chico frente a mí, está haciendo que me cuestione por completo mi vida.

Me hace pensar en que debo hacer caso a mi padre y empezar a hacerme cargo de su empresa, porque ahora tengo a alguien que es mi responsabilidad, porque ese alguien es tan especial y quiero darle todo.

-Cielos… Dong Hae…- murmuro.- Te amo…- mi corazón está latiendo muy rápido.- no tengo dudas, en verdad te amo…- tomo una de sus manos y la pongo en mi pecho.- ¿sabes lo que eso significa?- Hae niega con la cabeza- que tienes que hacerte responsable de esto, has hecho que un viejo rabo verde caiga totalmente rendido a tus pies…- muerde su labio inferior, tan malditamente sexy e inocente!

Que de nuevo no puedo resistirme y beso sus labios, ésta vez más profundo, mi lengua logra abrirse camino en su boca y recorro todo, pruebo su saber, tan dulce, tan adictivo. Nuestras respiraciones se aceleran. Pego mis caderas a las suyas, mi entrepierna se endurece al sentir el roce con su pene bajo las ropas. Escucho un leve gemido, él está sintiendo lo mismo.

Deslizo mi mano hasta el botón de su pantalón, de nuevo puedo sentirlo tensarse, rompo el beso para verlo a los ojos, nuestras respiraciones agitadas. Desabrocho su pantalón sin dejar de verlo a los ojos, su rostro está completamente rojo, hermoso.

Meto mi mano hasta tocar la punta de su pene por encima de la ropa interior, siento su mano sobre mi hombro apretando fuerte, y un leve gemido salir de sus labios, lo cual es un aliciente para continuar lo que estoy haciendo.

Muevo mi mano por encima de su ropa interior, acariciándolo…

-Hyuk…- susurra conteniendo un gemido
-Shhh… tranquilo Hae…- beso su oído- quiero demostrarte lo importante que eres, lo mucho que te amo…-

Mi mano sigue moviéndose de arriba hacia abajo, lentamente me introduzco en su ropa interior. Un gemido más alto sale de sus labios cuando toco la piel, duro, caliente, con un poco líquido pre seminal.

Beso su oído, su cuello… mi mano continúa masturbándolo, Hae separa un poco sus piernas para dejarme más espacio para moverme, pero puedo darme cuenta que sus piernas tiemblan, así que meto mis piernas entra las suyas para usarlas como soporte contra la pared. Prácticamente lo estoy cargando.

-Hyuk…-
-Eres hermoso… quisiera hacerte demasiadas cosas porque simplemente eres el jovencito más bello que he conocido…- vuelvo a besar sus labios

Puedo sentir que su respiración se agita más, sus manos se sostienen de mis hombros con fuerza, su pene está muy duro y el líquido pre seminal humedece un poco mi mano.

-Te amo…- susurro en su oído justo antes de que su semen se derrame en mi mano.
-Hyuk Jae…- está muy agitado, sonrío
-¿Se sintió bien?...- sus mejillas están sonrojadas, y ahí está el Hae que me hizo caer, sonrío mientras lo abrazo fuerte, sin saber que más hacer para expresarle lo que me hace sentir.- Te amo Hae-

Si me hubieran dicho que un día diría tantas veces esas palabras, no lo hubiera creído. Pero cada vez que las digo, siento que no son suficientes para expresar lo que mi corazón siente.

Estamos abrazados, Hae aún con su respiración agitada cuando escuchamos escándalo afuera. Me separo, lo ayudo a acomodarse la ropa, y salimos.

-¡Oh Dios! ¡Es Ki Suk!- Hae grita y corre hacia el carro de Siwon

Un tipo a caballo, está inspeccionando el carro de Siwon y gritando alto para que salga. Corro detrás de Hae cuando lo veo acercarse al tipo. Lo jalo del brazo para impedirlo, el tipo voltea a vernos.

-¿Qué quieres?!- Siwon ha salido, respiro aliviado
-¡A Heechul! ¡Regrésalo! ¡Él va a casarse conmigo!-
-¡Estás loco! ¡Heechul está casado conmigo, no puedes hacer nada!- estoy sorprendido

El tipo parece furioso con lo que Siwon dice, pero no sorprendido así que asumo que éste asunto ya había tenido un inicio en alguna parte.

-¡Alguien tiene que pagar las tierras!- el tipo grita
-¡Arreglalo con el señor Kim, aquí no tienes nada!-

El sujeto está trabado del coraje, de pronto se gira de nuevo hacia nosotros, y sin esperármelo, acerca, se inclina solo lo suficiente para sujetar a Dong Hae del brazo y jalarlo hacia él.

-¡Entonces él va a casarse, ese fue el trato!-
-¡¿Estás loco?!- le grito desesperado intentando quitarle a Hae

Detrás del tipo veo una carreta llegar a toda prisa, apenas se ha detenido un jovencito pelirojo se baja y se apresura a llegar hasta donde estamos, el tipo mueve su caballo y hace caer al chico. Otro gitano baja de la carreta furioso, llega hasta el tipo, lo sujeta con fuerza, lo hace caer del caballo y comienza a golpearlo.

-¡¿Cómo te atreves a tirar a mi esposo?! –

Hay conmoción y gritos alrededor, intentan separarlos. Yo tengo que detener a Hae que quiere correr hacia el caos. Algunos vecinos salen para ver lo que está ocurriendo.

Veo a Jung Soo y a su marido levantar al jovencito que fue tumbado al piso y llevarlo al interior de la casa de Siwon. Dong Hae logra zafarse, por un momento mi corazón se acelera, hasta que veo que corre hacia el interior de la casa y no hacia el caos.

A lo lejos escucho las sirenas de la policía, decido ir al interior de la casa de Siwon, no sin antes ver que han llegado otros gitanos a caballo y logran separar a los dos que estaban golpeándose en el piso.

Heechul (POV)

El doctor ha llegado, me siento un poco  nervioso por lo que pueda decirme de mi salud, y debo aceptar que tuve mucha culpa de mi situación al negarme a comer durante el tiempo que estuve en el campamento.

Pone su maletín sobre la mesa de centro, se inclina hacia a mí y comienza a palpar mi abdomen mientras me hace preguntas sobre mí, sobre mis síntomas. Está muy serio, puedo sentir sus manos un poco frías tocándome, presionando.

De pronto escucho gritos fuera de la casa, mi corazón se acelera cuando reconozco la voz de Ki Suk, me siento rápido en el sofá haciendo que el doctor se haga a un lado. Siwon voltea a verme.

-Quédate aquí.- me dice- deja que el doctor termine de examinarte.- muevo mi cabeza diciéndole que haré lo que me dice

Respiro hondo y vuelvo a recostarme en el sofá, cierro los ojos intentando concentrarme en lo que está ocurriendo aquí, con el doctor y no en los gritos que se escuchan afuera.

-Oh cielos…- escucho a Jung Soo murmurar

Abro los ojos y volteo a verlo, está parado frente a la ventana, viendo a través de las cortinas. Se gira para ver a su marido.

-Tenemos que ir por Zhou Mi- le dice, mi corazón se acelera

Ryeo Wook corre hacia la ventana para ver todo. Yo quiero levantarme, pero Siwon me ha dicho que me quede aquí y deje al doctor examinarme.

Finalmente el doctor baja mi camisa para cubrir mi abdomen, me sonríe amable. Revisa mis ojos antes de comenzar a hablar.

-Parece que tendremos que darte muchas vitaminas, y por el momento ponerte un suero que te ayude a recuperarte de tantos días sin comer, lo vas a necesitar, tenemos que hacer que recuperes peso…-
-¿Y voy a estar bien con eso?- le pregunto
-Sí, lo estarás, pero debes ir al doctor por lo menos cada mes para un chequeo.- sonríe más amplio.- porque, ¿sabes? Hay un bebé creciendo dentro de ti.- abro los ojos muy grande, estoy sorprendido
-¿Cómo?-

El doctor no ha podido contestarme, porque la puerta se ha abierto de nuevo, Jung Soo y su marido traen a mi primo, Zhou Mi, que está llorando, lo hacen sentarse en otro de los sillones, llaman al doctor para que vaya con él.

Me siento en el sillón, realmente muy preocupado, Dong Hae entra por la puerta, mi corazón está latiendo  muy rápido. De pronto todos mis primos están aquí, y la situación no parece muy alentadora, puedo escuchar a lo lejos las sirenas de la policía gaché, y eso sin dejar de lado de que mi mente está un poco confundida con lo que acaba de decirme el doctor.

Hangeng (POV)

Tengo la respiración muy agitada. Todavía sigo haciendo fuerza para lograr zafarme del agarre de Jung Mo y Siwon. Ki Suk está siendo sujetado por otros gitanos que venían con Jung Mo. Mi visión está roja por completo, demasiado enfurecido. Ki Suk se atrevió a tirar a Zhou Mi!

-Tranquilo Hangeng, debes controlarte, recuerda a tu esposo…- la voz de Jung Mo me hace reaccionar un poco
-Mimi…- murmuro mientras voltea a mi alrededor buscándolo.- ¿en dónde está?!- mi corazón se acelera
-En mi casa… ve adentro…- Siwon me dice señalando hacia la casa frente a mí

No me lo dice dos veces, corro hasta llegar ahí justo cuando dos patrullas se detienen en la calle, no me detengo para ver lo que está ocurriendo, solo tengo en la mente a mi esposo, a Mimi. Mi respiración está agitada cuando me detengo de golpe en la entrada.

Entonces me doy cuenta de la situación cuando veo a Zhou Mi, que está llorando, siendo recostado en un sillón y un gaché con finta de doctor acercarse a él. Las manos me tiemblan, nunca había tenido éste sentimiento tan fuerte, el miedo.

Me acerco a él, tomo su mano mientras el gaché lo examina, tengo un nudo en la garganta, pero aún así sé que tengo que hacer algo por Mimi, así que empiezo a acariciar su cabeza y decirle que todo está bien.

-Solo para estar seguros…- mi corazón se acelera cuando el gaché comienza a hablar.- vamos a dejar que descanse aquí, y le voy a  dar un medicamento…- sonríe hacia nosotros.- no se preocupen, todo está bien, el bebé está bien, solo es precaución…- respiro aliviado

No puedo evitarlo, algunas lágrimas logran salir, estoy demasiado aliviado de que Mimi y el bebé esté bien.

Wook, y sus primos se acercan para hablar con Mimi, para reconfortarlo y decirle que todo está bien, aún está nervioso, así que lo necesita, yo solo me dedico a estar ahí, a su lado, a sostener su mano.

Siwon (POV)

El escándalo hizo que los vecinos salieron y otros más inteligentes tal vez, llamaron a la policía. Los gitanos están sujetando a Ki Suk que sigue intentando soltarse, aún enojado, con el rostro golpeado por la furia de Hangeng.

-Oficiales.- saludo a los policías
-Buenas noches caballeros, ¿qué está ocurriendo aquí?-
-Tenemos un sujeto que intentó entrar a la fuerza a mi propiedad, y además intentó secuestrar a un jovencito menor de edad…- les digo
-¿Qué? ¡Está mintiendo!- Ki Suk grita
-No lo estoy- intento ser lo más serio posible.- este sujeto llegó a mi propiedad gritando y haciendo escándalo, después intentó llevarse por la fuerza a un jovencito menor de edad llamado Dong Hae, Park Dong Hae, estoy seguro que sus padres presentarán la denuncia correspondiente.- Ki Suk abre los ojos sorprendido, sonrío cuando noto que ha entendido que el padre de Heechul ya nada tiene que ver en las decisiones con Hae ni con Heechul.

Los oficiales lo suben a la patrulla. Llamo a Yoochun para informarle de la situación y pedirle que acuda a presentar la denuncia, quiero que ese tipo permanezca por un largo tiempo en la cárcel. Jung Mo, el tío de Heechul y los otros gitanos se retiran, aún cuando insistí en que entraran, pero prefirió esperar a que las cosas se calmaran un poco.

Regresé al interior de la casa, parece que todo está un poco más tranquilo, Zhou Mi está recostado en un sillón, pero parece que está bien, y eso me tranquiliza, Dong Hae y Ryeo Wook están charlando y riendo.

Busco a Heechul hasta que lo encuentro sentado en una silla frente a le mesa, con Heebum en brazos, con la mirada perdida hacia sus primos. Frunzo el ceño, en realidad un poco preocupado. Me acerco, jalo una silla y la pongo frente a él.

Olvidándome de que no estamos solos, pongo una mano sobre una de las suyas, Heebum se baja de su regazo, Hee levanta la mirada para verme.

-¿Qué ocurre bebé?- le pregunto, puedo ver un poco de temor en sus ojos
-Siwon…- aprieta los labios.- te juro que… no ha habido nadie más… solo tu…- frunzo el ceño
-¿Por qué me dices eso?...-
-En verdad, te lo juro…- se acerca a mí susurrando.- no he tenido relaciones con nadie más que contigo.- sonrío… aprovecho su cercanía para darle un beso en la mejilla
-Eso lo sé…- respira aliviado, de nuevo frunzo el ceño.- ¿qué ocurre?...- muerde su labio inferior
-El doctor dijo…- respira hondo, parece nervioso- dijo… que estoy esperando un bebé…- abro los ojos muy grande…

Estoy demasiado sorprendido, me he quedado sin habla, mi corazón está latiendo rápido. Observo el rostro de Heechul, un poco sonrojado, pero aún nervioso y preocupado de mi reacción. Sonrío. Con el corazón emocionado, me acerco a sus labios y lo beso.

-Estoy muy feliz…- susurro
-¿En verdad? ¿Me crees que es tuyo?-
-Ya te he dicho que se que he sido el único…- muerde su labio inferior y sonríe un poco

Demasiado hermoso, y demasiada felicidad en mi corazón para ser verdad. Respiro hondo, volteo a ver hacia el sobre que dejé abandonado en la mesa desde que llegamos a casa. Sonrío mientras lo tomo y lo pongo frente a nosotros.

-¿Y sabes que es lo mejor?- le pregunto
-No…- contesta un poco desconcertado
-Que según éste documento…- abro el sobre y saco el papel- ese bebé fue hecho en nuestra noche de bodas…- sonrío al ver como se sonroja, y luego su expresión cambia cuando se da cuenta de mis palabras a un gran asombro
-¿Cómo?!-
-Lo que escuchaste…- le muestro el acta…- según éste papel que firmaste, tú y yo estamos casados desde ese día.- abre la boca intentando decir algo pero está demasiado sorprendido
-¡Felicidades!- escucho a alguien decirnos desde la sala, solo así recuerdo de nuevo que no estamos solos

Hae, Wook y Jung Soo se acercan a Heechul y comienzan a aturdirlo con su plática, sigue viéndome fijamente con la boca abierta, sin poder salir de su asombro, de pronto algunas lágrimas empiezan a rodar por sus mejillas, eso me preocupa. Sin ser grosero, me abro paso entre sus primos.

-Bebé, ¿qué ocurre?-
-Oh Siwon… es solo que… no creí que esto pudiera ser así…-
-¿Así?-
-Si… que tu y yo pudiéramos casarnos, sentirme tan feliz después de estar tanto tiempo deprimido, extrañándote…- sonrío
-Yo también te extrañé…- lo abrazo- y ahora soy muy feliz porque te amo…-

Heechul (POV)

Han pasado tres meses, no dejo de verme en el espejo, me paro de perfil intentando ver con mayor claridad el muy pequeño bulto en mi abdomen. En realidad no se nota mucho, estaba demasiado delgado hace unos meses, me ha costado un poco de trabajo recuperar peso, aunque el bebé está creciendo bien según dijo el doctor.

Sonrío cuando escucho la puerta de la habitación abrirse, y Hae, Wook y Mimi entran. Zhou Mi entra directamente a sentarse, su vientre si está más grande, él ya tiene casi cinco meses, el bebé está sano y fuerte.

-Por Dios Chullie, debes darte prisa!- Wook me regaña al mismo tiempo que toma mis pantalones blancos y me los entrega
-Lo sé, lo sé…-
-¡Esto es increíble!- Hae brinca de un pie al otro, evidentemente emocionado- Jung Soo dice que Siwon ha gastado mucho dinero y que habrá mucha gente!-

Sonrío, me siento en una silla para ponerme los pantalones, en cuanto termino de nuevo me pongo de pie, Wookie rápido me pasa la camisa y me ayuda a abrocharla. Vuelvo a sentarme, ésta vez es Zhou Mi quien me ayuda a peinarme mientras Wook me pone los zapatos. Mi corazón está latiendo rápido, demasiado emocionado.

Veo a cada uno de mis primos, los tres están sonriendo, desde la boda de Mimi no los había visto así.

Ryeo Wook aún vive con su appá, pero entra y sale del campamento sin ningún problema, mi tío Jung Mo dio su autorización a Jong Woon para que saliera con él. Wook está feliz, no es mucho más joven que yo, pero tiene muchas cosas que vivir antes que comprometerse y casarse, ahora lo entiendo, y en verdad espero que así lo haga, aunque debo aceptar que me agrada su “novio”.

Zhou Mi ha logrado que Hangeng sea más abierto con él, y puedo asegurar que eso ha hecho que mi primo se vuelva un empalagoso de primera con su marido. Estoy seguro de que el mismo Hangeng debe estar sorprendido de la cantidad de demostraciones de cariño que Mimi tenía guardadas para él.

El que más me preocupa es Dong Hae, no me gusta mucho el hecho de que viva con Hyuk Jae, después de que me enteré que los amigos de Siwon lo habían adoptado para así evitar que mi papá lo obligara a casarse, pensé que tal vez sería bueno que viviera aquí con nosotros, pero Hae no quiso.

Y cuando cumplió los 18 años hace apenas unos días, fue prácticamente imposible tan siquiera sugerirle que viviera aquí. Pero no puedo negar que nunca había visto a mi pequeño Hae tan feliz antes. Aunque me cueste decirlo, debo agradecer a Hyuk el hecho de que ahora mi primo tiene un brillo increíble en sus ojos.

Todo el tiempo está sonriendo, y me sorprendo al verlo coquetear con Hyuk Jae, en tan poco tiempo, Hae ha ganado demasiada confianza en él, en su belleza, y eso me hace sentir tranquilo.

-Vamos Chullie, deja de soñar, no lo hagas esperar más-

Zhou Mi me saca de mis pensamientos. Sonrío. Me pongo de pie, me veo en el espejo por última vez, respiro hondo, y salgo de la habitación. Mis primos caminan detrás de mí por el pasillo. Me detengo frente a unas puertas de madera pulida. De nuevo respiro hondo, estoy muy nervioso.

Wook y Hae abren las puertas, sonrío al ver a Jung Soo y su marido parados frente a mí dándose un beso de piquito en los labios, voltean a verme, sonrío al verlos luciendo como siempre tan enamorados.

-Oh Dios! Lucen bellísimo!- Jung Soo se acerca, toma mi mano y me hace caminar fuera del pasillo

El tío Jung Mo está con ellos, me sonríe y me ofrece su brazo, de nuevo respiro hondo intentando calmar mis nervios. Nos paramos frente a otras puertas, ésta vez más grandes y más bonitas. Mis primos se colocan frente a mí cuando las puertas se abren y comienzan a caminar.

Mi corazón quiere salirse de mi pecho, observo cómo se alejan caminando por el pasillo hasta sentarse en una de las bancas, mi mirada se pierde al final, justo en donde él está parado, observándome fijamente.

Mi tío jala mi mano para hacerme reaccionar, y comienza a caminar llevándome con él a lo largo de ese pasillo. Veo muchas caras conocidas, mi tío Jay y mi tío Hye Sook están ahí, los amigos de Mimi, algunos otros conocidos del campamento también.

Pero mi mirada regresa de nuevo hacia enfrente, hacia ese rostro, esos ojos que me ven con deseo, con amor, con anhelo… los ojos del hombre que jamás pensé que podría conservar…


Aunque sé que hay muchas cosas que debemos aprender el uno del otro, cosas que debemos superar, ahora estoy aquí, caminando por éste largo pasillo, caminando rumbo a lo que será mi boda religiosa con el hombre a quien amo, el padre de mi hijo… Siwon
Share:

4 comentarios:

  1. No puedo creer que ya termino!!!!!!!
    Dios, fue tan hermosa......Muchísimas GRACIAS por compartirla con nosotros, en verdad eres maravillosa...........Un abrazo muuuuuuuuuuuy fuerte y aquí seguiremos dando lata :)

    ResponderEliminar
  2. nooo dios mioo fue tan corto TT^TT ..es ta bien se que no fue corto peoro esuqe dios mioo es tan lindo maldito ki suk como se le ocurre tirar a mimi con su pansita llena de un bebe aaa idiotaaa :SSS peor esta bien y me dio tanta ternura hee cuado le dijo a siwi queel bebe era de el que no habia tenido relaciones con nadie mas :33 fue tan nanai :33 gracias pro terminarel fic quedo hermosoo :333 muero de amor ame este fic enserio :33 gracias :33


    sasuh

    ResponderEliminar
  3. Tan Lindo amo est fic m gusto mucho gracias x subirlo :-)
    Pero un pregun VA a ver epilogo no ve
    Besos adiosito

    ResponderEliminar

Donaciones

Recomendación

PROXIMAMENTE

PROXIMAMENTE
Capítulo 13!

Mew's Talk

Contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Popular Posts